domingo, 17 de diciembre de 2017

CARTAS DE LECTORES


PRISIÓN PREVENTIVA

Por un lado, el Gobierno busca moderar las prisiones preventivas con proyectos de modificación del Código Procesal Penal, pero por otro lado tiene a miles de ciudadanos (militares, policías, civiles) que usaron en la guerra contra la subversión hace decenas de años con prisiones preventivas de más de tres años y sin juicio ni fecha de juicio.

Lucas M. Castro
DNI 7.603.149



PACIFICACIÓN

Si el Gobierno no lleva a cabo una investigación de los juicios a civiles y miembros de las Fuerzas Armadas actualmente en prisión, sin condena, y no hace todo lo posible para reconocer que el terrorismo es un delito de lesa humanidad, como dice el Estatuto de Roma, no se va a obtener una pacificación sincera, verdadera y justa en nuestro país.

Fenando J. Figini
DNI 4.813.359

FUENTE: http://www.lanacion.com.ar/2091603-de-los-lectores-cartas-mails


El CELS

He leído, con mucha atención, la carta de lectores del director ejecutivo del CELS, Gastón Chillier, y no deja de ser paradójico que en estos días de pos verdad, en los que lo que cuenta es el relato, que el mismo no ayude al CELS, por lo que sus explicaciones servirán para muy poco. El prestigio del CELS ha ido siendo demolido por un vergonzoso toma y daca de recursos ilimitados y mano libre para la venganza por la multinacional de los DD.HH., a cambio de impunidad para la corrupción y entrega del enorme poder simbólico de la causa de los DD.HH., degradada y usurpada, de la mano de Horacio Verbitsky, a los Kirchner. El caso Maldonado terminó siendo un cisne negro para el movimiento de los DD.HH. en la Argentina, que ya había pasado de su etapa heroica y virtuosa a otra de venganza y destrucción. El CELS, institución que logró que se acuse a casi tres mil miembros de las fuerzas de defensa, seguridad y penitenciarias y civiles por eventuales delitos de lesa humanidad durante la guerra de los 70, pero a ningún integrante de las organizaciones armadas revolucionarias, debería ponerse al frente y exigir que se les respeten a aquellos las garantías del debido proceso, como deben respetarse las de Milagro Sala y de otros, so pena de seguir hundiéndose en un creciente desprestigio. En el caso de Verbitsky, qué bueno sería que dé un paso al costado en el CELS, como lo hizo en Página 12, ya que de su presidencia sólo se pueden esperar consecuencias crecientemente deletéreas para el CELS y la causa de los DD.HH. en la Argentina. No creo que a "el Perro" le resulte un gran problema ya que, como le dijo su compañero de Montoneros, Rodolfo Galimberti, en la carta abierta que le dirigiera el 14 de agosto de 1987: "Usted pertenece a la raza de los que «no se arrepienten de nada» pero se borran de todo". Quizás haya llegado el momento de que se borre también del CELS y de que esa institución recupere la memoria del legado de Emilio Mignone y Augusto Conte Mac Donell. A la vuelta de la vida, he aprendido a admirarlos y entender el importante y valiente papel que desempeñaron. Todo lo contrario de lo que es el CELS ahora.

Pedro José Güiraldes


No hay comentarios:

Publicar un comentario